martes, 13 de marzo de 2007

Stranger than fiction o como narrar la vida de Will Ferrell


Después de inaugurar mi blog de cine días atrás, no ví película alguna en los siguientes días, por lo tanto, el blog quedó desamparado de palabras. Pero el domingo y lunes recuperé el tiempo perdido (lease como tiempo perdido pasar días sin ver películas) y me dirigí al cine a ver un par de estrenos recientes. El domingo por la tarde, luego de que el sol nos dijo que podíamos alejarnos de él para meternos en una sala oscura, entramos con crazy beats en la sala 2 del Belgrano Multiplex para ver de que se trataba Más extraño que la ficción. Antes de decidirnos por este film del director de Descubriendo el país de nunca jamás, discutimos sobre esperar una hora más y meternos a la acción que desde el poster nos proponía Crank, veneno en la sangre (que feo subtítulo, por dios...) que parece que está buena o irnos hacia Inglaterra en busca de la historia de La reina y descubrir porque la Mirren se llevó el Oscar a la mejor actríz semanas atrás. Ninguna de estas opciones convencíó tanto como la de ver a Will Ferrell adquiriendo el síndrome Tom Hanks/Filadelfia, Jim Carrey/The truman show, Adam Sandler/Embriagado de amor, etc/etc. La primera incursión de este famosísimo (allá en EEUU, pero no acá) comediante en una película ¿dramática? logra inferiores resultados que los ejemplos mencionados anteriormente. La cuestión es que la película parece querer decir "uh, soy re original, soy re loca" y no termina siendo ninguna de las dos cosas. No es original porque roba de todos lados... y podemos enumerarar: The truman show y la idea de alguien controlado por otro; Eterno resplandor de una mente sin recuerdos y el recurso de la pareja despareja; él, aburrido, gris, estructurado; ella, alegre, alocada, liberal; Melinda y Melinda y la dualidad ¿estoy en una comedia o en una tragedia? (en esa también estaba Ferrell). Y tampoco es loca porque al director le falta la imaginación que le sobra a Michel Gondry. Su forma de filmar es rutinaria, carente de ideas visuales que intenta compensar con esos gráficos que sobreimprime en la pantalla que nunca se entienden para que están y que en la mitad de la película desaparecen comprobando la falta de sentido que tenían. Después de escribir todo esto, parecería que la película es un bodrio insoportable pero sorpresivamente las casi dos horas se consumen demasiado rápido y varios jas, jas surgen de algunas escenas, sobre todo las que involucran a la neurótica y llena de humor negro Emma "te extrañabamos" Thompson.

2 comentarios:

Eugenia dijo...

Muy lindo blog. Modestia aparte, colaoré en la creación, soy casi dios. He visto la película, y me decepcionó. Will Ferrel debería haber muerto (citando a una sección en la revista La Cosa, Sopa Fría). Cuando Emma "te extrañábamos" Thompson escribe '...is de' pensé "Sí". Pero no. Lo lamento mucho por los que no la hayan visto.
Me despido con un gracias por el cine a los Hermanos Lumière.

crazy beats dijo...

si si es verdas lo de las comparaciones.!
pero no hay que ser dañinos, ya que èl no lo dijo, lo digo yo que vi la pelicula. Ema es GENIAL!
fuma todo el dia y escupe en una servilleta y apaga el cigarrillos,
habla con una enfermera en un hospital y le pide que le muestre la gente que esta muriendo no heridos, o fumando bajo la lluvia esperando que suceda un terrible accidente....
tiene lindos cositos que aparecen de las pantallas con letras y simbolos que estan buenos!

pero todo lo otro es verdad tbn!
pero cuando esta EMA es GENIAL!! su cara palida de estoy todo el dia drogada es fantastica!!
VAMOS EMA THOMPOSON TE AMAMOS LOCA
SOS UNA GROSA!
pd: me esta haciendo mal barracas